lunes, 12 de junio de 2017

Memorias de una alumna de 4ºESO

Llegué a este colegio en 1º de Primaria, era nueva en la ciudad y no conocía a nadie. Aún recuerdo mi primer día. Llegué un poco tarde y mi madre me acompañó a la clase. Lo primero que vi fue una clase pequeña, con sillas azules y mini-mesas. Dulce fue mi primera profesora. El año pasó volando, y volví a toda la clase adicta a las galletas de mi abuela. Al salir del cole iba al parque con Adri y Almudena, ¡me lo pasaba bomba!
En 2º de Primaria llegaron Paula y Agustín y las reuniones en el parque se volvieron cada vez más numerosas.

Tercero fue un curso de tránsito, todo siguió más o menos igual, pero no por ello peor. 

Así llegamos a 4ºde Primaria ¡este sí que fue un año para recordar! En el segundo trimestre, concretamente el 26 de enero del 2010 llegó Laura, la cual se convirtió en una de las personas más importantes de mi vida y sería mi compañera de aventuras en el que recuerdo como el mejor año de mi vida. 

5º de Primaria fue un curso que pasó a la historia con una música muy especial, la de las canciones que tan cariñosamente nos cantaba Sor Carmen.

Nuestro último año de Primaria tuvo un día que todavía nos hace reír a carcajadas. Estábamos en clase y entró Pablo diciendo que olía a hamburguesa ¡que gracia nos hizo! 
Sin darnos cuenta nos hicimos mayores y nos tocó subir de nivel. De 1ºESO solo tengo que decir una cosa: Alberto era nuestro tutor y nosotros pulpos en garajes. Además, ese año llegaron Alejandro y Cristina.

2ºESO fue un año bastante más movido, la adolescencia hacía estragos… 
En 3ºESO llegó nuestra querida amiga invisible Nieves. Luego se sumaron más, pero…¡Nieves Forever!

Por último me gustaría hablar de este año, la verdad que ha sido duro. Desde el primer día fuimos conscientes de que iba a ser nuestro último curso juntos y la verdad es que tengo miedo de esto, porque no quiero separarme de de esta pequeña familia con la cual he crecido y a la cual siempre voy a querer (aunque a veces nos peleemos). No me voy a cansar de deciros que yo no sería quien soy si no os hubiera conocido. 

Cada día que pasa nos acercamos más a ese inevitable destino, pero chicos…¡lo que la vida unió, que no lo separe la gente! Estoy convencida de que a todos nos irá bien. Porque ¡podemos con todo!

Fdo: Lucía Camín.

No hay comentarios:

Publicar un comentario